Y LOS SUEÑOS...

Ayer fui a ver una tienda de anticuario que una buena amiga y su socio acaban de abrir en el centro de Madrid.
Últimamente me planteo mucho el quién soy, a dónde voy, qué quiero hacer con mi vida... No estoy muy segura de tener nada claro, pero miro mi vida actual, la proyecto sobre los próximos 5 años y no se parece a lo que querría hacer. Me refiero profesionalmente, porque a nivel personal no tengo ninguna queja, todo lo contrario. El caso es que, como soy una cabecita pensante medio loca, por mucha crisis y muchas más circunstancias, quisiera cambiar mi vida, hacer algo que me aporte personalmente y que me dé de comer (ambas variables son sumamente importantes).

Llevo dándole vueltas unos cuantos meses, la crisis de verano la llamaba, aunque ya estamos en invierno. Las crisis personales son duras, pero resultan sumamente importantes, ya que permiten situarte, aclarar tus conceptos, abrir un camino... Aunque parezca que todo es maleza y que no hay quien abra camino, al final termina abriéndose, depende de cómo aclaremos nuestros objetivos y cuánto luchemos por ellos.

Y en esas andaba cuando hoy he descubierto un post en uno de los blogs que leo habitualmente. Se trata de valedeoro.es, os lo dejo como enlace a este post por si alguien quiere echarle un vistazo, también merece la pena. Nos habla de los sueños y del miedo. Ambos son importantes, por unos hay que luchar, el otro se presenta cuando menos se lo espera, pero son ambas caras de una misma moneda. Valentina, la dueña de este blog, nos pide que definamos nuestro sueño, estructuremos mentalmente nuestros valores y defectos, tracemos un camino y demos el primer paso para llevarlo a cabo.

No tengo claro mi sueño, pero sí tengo claro qué cosas se alejan de él. Me encantaría tener mi propio negocio, algo sin pretensiones, que me dé de comer y que me aporte personalmente. No tengo muy claro qué hacer ni cómo hacerlo, pero creo que seré capaz de lograrlo y que tengo que empezar a moverme por y para él.

Y sí, me encantaría tener mi propia tienda de antigüedades...

Ya os contaré en qué acaba todo esto...

Comentarios

Espe ha dicho que…
Yo alguna vez he pensado también que me gustaría tener mi propio negocio, ya fuera una tienda de artesanía o una casa rural o hasta una empresa de planchado a domicilio. El caso es que ahora con la crisis supongo que no es buen momento, pero está claro que si quieres algo tienes que intentarlo al menos...
Helen ha dicho que…
Mucha suerte, espero que cumplas tus sueños. Al menos tienes una idea de hacia dónde va tu camino. Yo ni eso. Un abrazo.

Entradas populares