EL FANTASMA DE CARLOTA VALDÉS


ALFRED HITCHCOK, EL MAESTRO DEL SUSPENSE.

Creo que todos conocemos a Alfred Hitchcock, el gran maestro del suspense de todos los tiempos. Pero para comentar una de sus películas, considero necesario hablar un poquito de él.

Este director de cine británico revolucionó el concepto de cine de suspense. Sus películas no son en modo alguno de terror (salvo escenas muy concretas, y quizá ni eso), sino que son de un suspense que nos cala, que nos mantiene en vilo a lo largo de todas sus historias.
Si a cualquiera de nosotros nos preguntasen por alguna película de Hitchcock, estoy segura de que nos vendrían a la cabeza unas cuantas. Por ejemplo, a mí se me ocurren Los pájarosCon la muerte en los talonesLa ventana indiscretaPsicosis39 escalones,SabotajeRebecaMarnie la ladronaCrimen perfecto o Vértigo por ejemplo.

Sin embargo, éstas son apenas unas poquitas, porque Hitchcock fue un director prolífico, con más de cincuenta películas. Normalmente hacía una por año (excepto en su última etapa), incluso algunos años hacía más de una. Además, también fue productor de muchas de ellas, guionista de algunas otras y realizó trabajos para la televisión.
Tras iniciar su carrera como director en su Inglaterra natal, recibió la llamada de Hollywood, donde se trasladó en 1939. Muchos de los mejores actores y actrices de la época trabajaron a sus órdenes, como por ejemplo James Stewart, Grace Kelly, Paul Newman, Julie Andrews, Cary Grant, Sean Connery o una de sus grandes musas: Ingrid Bergman. Dos fueron sus grandes musas; Ingrid Bergman primero, Grace Kelly después. Ambas lo abandonarían profesionalmente por otros hombres a los que se ligarían sentimentalmente: la primera, por Roberto Rossellini, a cuyas órdenes rodó y con quien se casó; la segunda por el Príncipe Rainiero de Mónaco, con el que se casaría y por el que abandonaría su carrera cinematográfica.

Alfred Hitchcock entendió el suspense como nadie, dejándonos películas maravillosas. Su sombra es alargada, numerosos directores posteriores han reconocido la profunda influencia que sus películas causaron en ellos.


VÉRTIGO, UNA PELÍCULA “VERTIGINOSA”.

Esta película fue estrenada a finales de la década de los 50, cuando Hitchcock ya se había convertido en un gran director y tenía a sus espaldas grandes éxitos como Crimen perfectoLa venta indiscreta o Extraños en un tren por ejemplo.



En España y Sudamérica al título original de Vértigo se le añadió la coletilla De entre los muertos, precisamente por la novela homónima en la que se basa esta película. Y es que esta historia vertiginosa tiene mucho que ver con los muertos, en concreto con un fantasma que parece venir de ultratumba para torturar a la protagonista de la historia.


Os hago una pequeña sinopsis de la historia de la película: John Scottie Ferguson (papel interpretado por James Stewart) es unpolicía retirado por sus problemas de vértigo o miedo atroz a las alturas. Tras sufrir un accidente policial y recuperarse, no tiene muy claro a qué va a dedicarse, recibiendo la llamada de Gavin Elster, un antiguo compañero de la Universidad que le hace un encargo: proteger a su esposa de sí misma.


Elster cree que su mujer puede intentar suicidarse debido a los problemas psíquicos que arrastra y de los que ella no es consciente. Aunque pueda parecer una mala broma, cree que el fantasma de la bisabuela de su mujer, Carlota Valdés, haya poseído y la esté empujando al suicidio a sus veintiséis años, la misma edad en la que Carlota se suicidase.


John Ferguson no puede creer que eso sea cierto, pero aún así acepta el trabajo y se dedica a seguir a Madeleine Elster, descubriendo que muy probablemente esté poseída por el espíritu de bisabuela. No puede evitar terminar enamorándose perdidamente de ella, pero a pesar de todos sus esfuerzos, precisamente su miedo atroz a las alturas hace que no pueda salvarla, y que ella termine arrojándose desde la torre de un campanario.

Pero este episodio le pasará una cara factura a Ferguson, quien cae en un fuerte estado de shock y es ingresado en una clínica al no poder superar la muerte de Madeleine. Un tiempo después, regresará a las calles de San Francisco, creyendo ver en muchas mujeres a su Madeleine, sin aceptar que está muerta. Un día, se cruzará con una mujer, Judy Barton, quien guarda una gran parecido con Madeleine. Se obsesionará totalmente con ella, hasta el punto de hacer que se vista como ella, que se tiña el pelo del mismo color que lo tenía Madeleine, que se peine como ella… queriendo recuperar a su Madeleine perdida.


Vértigo es una película vertiginosa (valga la redundancia), una historia trepidante que nos mantiene en vilo con ese suspense único de Hitchcock. Como película de Hitchcock que es, también hay tiempo para las sorpresas, para los giros inesperados. ¿De verdad todo será como parece ser? Tachán, tachán….
Inevitable alusión merece su banda sonora. Si algo caracteriza a todas las películas de Hitchcock sin excepción son sus bandas sonoras, las diferentes músicas que hacen que el suspense crezca, que te mantengas en vilo, que los acontecimientos te sorprendan… Y el caso de la banda sonora de Vértigo obviamente cumple a la perfección su cometido.

Comentarios

Leira ha dicho que…
¿La Carlota Valdés esa no será asturiana? Lo digo por el apellido.
Pedro ha dicho que…
Un autor del que devez en cuando me encanta ver alguna película. La última que revisité fue la de "Yo confieso", pero ésta está entre mis favoritas
ITACA ha dicho que…
Pedro, ayer crónica en Ciao de "Atrapa a un ladrón", próximamente adaptación aquí en el blog :)

Entradas populares