PREMIO PRÍNCIPE DE ASTURIAS DE LAS LETRAS 2013: MUÑOZ MOLINA, EL MAESTRO DE LA PALABRA Y LAS EMOCIONES

Ayer le otorgaron el Premio Príncipe de Asturias de las Letras a Antonio Muñoz Molina. Puedo decir y gritar que estoy contentísima con la elección de este magnífico escritor como galardonado dentro de la categoría de Letras. Asturiana que es una (carbayona además para más señas) y lectora empedernida cuando puede, han sido muchas las historias de Muñoz Molina con las que he vibrado, con las que me he enamorado, en las que me he sumergido para disfrutar del maravilloso mundo de la literatura de este hombre…

Se me vienen a la cabeza varios títulos de Muñoz Molina que he ido leyendo en estos años… Sefarad, Carlota Fainbergh, En ausencia de Blanca, El dueño del secreto, La noche de los tiempos, Beltenebros, El jinete polaco o por encima de todas ellas la inolvidable El invierno en Lisboa.

He de reconocer que he tenido mis más y mis menos con este autor. No he encajado con algunos libros suyos, especialmente con Beltenebros y sobre todo con El jinete polaco, su obra más conocida y con la que consiguiera hace ya muchos años el Premio Planeta. Pero me he enamorado con historias cortas como las de Sefarad o algunas un poco más largas como las de En ausencia de Blanca, El dueño del secreto o sobre todo El invierno en Lisboa.

Muñoz Molina posee esa prosa intensa, nada grandilocuente, pero que nos atrapa. Lo mejor de él son sin duda los detalles, el modo tranquilo de contar lo que va pasando, o lo que no. Es un maestro de la palabra y las emociones, con una paleta infinita de colores sabe dibujar las profundas personalidades de todos los personajes que habitan sus historias,  sus puntos álgidos y sus puntos flacos, ese entramado de razón y corazón que a menudo constituyen las historias que cuentan los libros.

Como homenaje a él, ayer mismo me compré en Amazon la versión para kindle de El invierno en Lisboa. Hace mucho que lo leí y va siendo hora de recuperar sus emociones y dejarme perder de nuevo entre las calles de tres bellas ciudades como San Sebastián, Madrid y sobre todo mi adorada Lisboa.

 


Desde aquí, darle la enhorabuena al bueno de Antonio Muñoz Molina, una gran persona y un gran escritor. Me alegro muchísimo de la concesión del Premio Príncipe de Asturias de las Letras, sin duda se lo merece. 

Comentarios

Laura ha dicho que…
No he leído nada de este escritor,pero lo buscaré.
Besos!
Casi me da vergüenza decir que no he leído nada suyo, pero creo que sería una buena opción Invierno en Lisboa con la que tu quieres recuperar emociones y yo podría comenzar a sentirlas. Un beso.
Tengo en casa Sefarard, que será la que me lea
Leira ha dicho que…
Sólo leí Plenilunio y me encantó. Gran escritor, sin duda, merecedor de este premio.
Espe ha dicho que…
Pues sólo leí hace tiempo Plenilunio, pero la verdad es que me gustó muchísimo. Ya tengo la excusa perfecta para animarme con más lecturas suyas.
Margari ha dicho que…
Estoy como Leira y Espe, que sólo he leído Plenilunio. Y me gustó muchísimo. Pero no he vuelto a leer nada suyo. A ver si le hago hueco pronto.
Besotes!!!

Entradas populares